La necesidad de desconectar

Desde hace un tiempo, he notado la necesidad de desconectar de la red para tener una visión más periférica y analizar con tranquilidad hacia donde nos está llevando el uso de las redes ( en especial de twitter) en el ámbito educativo. No tengo claro, si la desintoxicación digital que necesito es parcial, para volver con más fuerza, o definitiva, como una forma de regular mi participación en twitter. Dejo para un artículo más adelante, mi visión de las tendencias que estoy viendo en las redes para el ámbito educativo

Necesito volver  a mis sitios de confianza: mi blog, mis sites, mis presentaciones, etc. como medio de mantener viva la idea 2.0. Volver a leer mis canales de RSS, con tranquilidad, analizando y sintetizando. Aprovechar con mayor productividad mi tiempo de conexión y  el valor fundamental de las redes sociales como canales para fortalecer y potenciar las relaciones y no sustituirlas.

Cuantas veces nos hemos juntado varias personas y estamos más pendientes de nuestros móviles, tabletas o netbooks que de comunicarnos entre las personas allí presentes.  Recuerdo una mañana en aulablog11 en Madrid, en la que estaba desayunando en el jardín rodeado de unas diez personas y TODAS estaban pendientes de sus ordenadores o móviles, olvidándose de las personas que estábamos a su lado. Mientras tomaba el café y me comía el bollo, sintiendo al soledad, me dije que algo estábamos haciendo mal y que debía replantearme mi presencia en las redes. No puedo dejar de ver lo absurdo de la situación  y más sabiendo que aulablog es todo lo contrario. Nos habíamos juntado personas con intereses comunes de diferentes lugares de España y estábamos perdiendo esos momentos en la lectura de tuits y demás :-(.

Debemos de tener claro que vivir en un mundo digital no es vivir en el ordenador.

Os dejo un excelente vídeo thailandés que no tiene desperdicio y que visualiza perfectamente la necesidad de desconectarse:

Comparte este artículo:!

25 reflexiones sobre “La necesidad de desconectar

  1. Fernando Justicia

    Hola Antonio,

    me alegra que hayas escrito esta entrada porque coincido plenamente. De hecho en mi blog ya hace unos meses que colgué este mismo video, el cual es una maravilla.

    Yo también he andado más pendiente de twitter que de otra cosa, y al igual que tu, me he refugiado en el mundo 1.0. para volver de vez en cuando a twittear pero con cuentagotas.

    Creo que es necesario y denota cierta madurez en la red. Nos damos cuenta de que la identidad digital es importante, pero no es lo más importante. Por lo que puedo imaginarme tu cara en aulablog11 cuando reparate en ese hecho que describes de forma tan clara.

    Un cordial saludo 🙂

    Responder
    • antonio Autor del Post

      Hola Fernando,

      No estoy hablando de renunciar a la red para refugiarme en lo 1.0, hablo de racionalizar mi presencia en la red buscando precisamente el lado más 2.0 de crear, compartir y dialogar.

      Un abrazo y gracias por pasarte por aquí.

      Responder
  2. Toni

    Nunca abandoné mi Google reader, por lo que Twitter ha sido un añadido con el que debo convivir como quien come pipas, es decir, metiéndote un atracón u olvidándote de ello durante días. Otras redes ni las toca apenas, como Facebook. Pero, aun así, siento cada día más la necesidad de oxígeno. Descansa si puedes -y quieres- y luego vuelve a contarnos qué se siente.

    Responder
    • antonio Autor del Post

      Hola Toni,
      Yo tampoco he abandonado el Reader (aunque hubo una temporada que sí). Exactamente, esa es la sensación que tengo, la necesidad de más oxígeno y de más tiempo para reflexionar y pensar.

      Un abrazo y gracias por pasarte por aquí.

      Responder
  3. Juan Carlos Guerra

    Hola Antonio,
    Creo que voy a intentar hacer lo mismo. Todo lo que, en su medida, nos aporta cosas buenas, puede volverse pernicioso con un uso indiscriminado.
    A mi Twitter me ha dado mucho, entre otras muchas cosas conocerte a ti, pero reconozco que el excesivo enganche resta mucha productividad. Se necesita tiempo y aislamieno mental para pensar, profundizar y como consecuencia crear.
    Un abrazo y que sea positiva la desconexion 😉

    Responder
    • antonio Autor del Post

      Juan Carlos,

      Cada fase es distinta y no quiero negar las muchas cosas que me ha aportado twitter y que espero que me siga aportando. En esta fase, creo que lo que me aporta es bastante menos de lo que doy. Probablemente en el transcurso de la red, siempre será así, pero …

      Como bien dices, y lo tengo comprobado, cuando estoy en twitter no pienso, ni reflexiono, …

      Una abrazo y gracias por pasar por aquí.

      Responder
  4. Lu

    Antonio, entiendo tu reflexión y la comparto totalmente. Yo entré en Twitter con actitud discreta y me mantengo en la misma línea. Capté enseguida el poder absorbente de esta red social y, también, la enorme cantidad de ruido que genera.. La desconexión de la que hablas es necesaria, muy necesaria. Yo percibí lo que cuentas tú de Madrid, en el encuentro de Avilés, al que fui sin portátil, ni móvil. La soledad que se siente en los foros presenciales cuando todo el mundo se comunica a través de la pantalla da que pensar. Las tendencias están cambiando necesariamente y todo parece indicar que se impone una nueva manera de gestionar el tiempo en la Red.

    Responder
    • antonio Autor del Post

      Lu, al final son vivencias de las que tenemos que ir aprendiendo. Me gusta mucho más tu forma de participación en la red que la mía, hacia ese tipo de equilibrio quiero acudir, hacia un concepto 2.0 en el que crear, dialogar y compartir sea lo fundamental, pero aislándonos del ruido que poco (o nada) nos aporta. Busco conciliar el poder de relación en twitter de una manera menos absorbente y más parecida a las relaciones fuera de la red.
      Gracias por pasarte por aquí.

      Responder
  5. Antonio González

    Chapeau tocayo! Yo también he sentido esta saturación digital que trae de la mano una soledad en la vida analógica. Me temo que se trata de fiebres para crecer. Descansa, un abrazo.

    Responder
    • antonio Autor del Post

      Gracias tocayo!! Yo también creo que son fases que hemos de pasar como consecuencia de la madurez en el uso de la red.
      Buen verano!

      Responder
  6. Pingback: La necesidad de desconectar » Articulos Educativos

  7. lbarroso

    Personalmente necesito la mirada hacia dentro, sin ruido, con tranquilidad. He aprendido de todos los blogueros/twitteros con los me he cruzado, ha sido un disfrute, he crecido profesionalmente, pero ahora de lo que siento necesidad es de un poco de silencio. Que nadie se engañe, no quiero soledad, os necesito, quiero seguiros la pista, disfrutar de vuestro de trabajo. Me resulta inconcebible la vuelta atrás. Ya no publico en mi blog personal, pero tampoco he parado, no están en el blog, reposan en Moodle, en sites, en docs …

    Y si, el contacto personal directo son insustituibles, los blogs no habrían sido lo que son sin los blogs&beers, los encuentros, jornadas, etc. . Esos momentos, prefiero disfrutarlos en estado puro.

    Responder
  8. Pingback: La gestión del respiro digital | XarxaTIC

  9. Manel

    Totalmente de acuerdo Antonio!
    Reconozco que soy una persona que esta enchufada a todas horas (bueno al dormir activo el modo avión, para soñar con los angelitos jejeje). Por esto mismo creo muy importante auto imponerse unas normas o protocolos para no caer en lo que comentas en tu post. Encuentro impresentable dar prioridad a una interacción digital por encima de una física que se esté desarrollando e ese instante, por poner un ejemplo. Y las imagenes del video desgraciadamente mucho mas comunes de lo podemos imaginar.
    @msayrach

    Responder
  10. Pingback: La necesidad de desconectar | Actualidad educativa

  11. Pingback: Información educativa » La necesidad de desconectar

  12. Marcos

    Antonio, también yo comparato y entiendo tu situación. A mí el año pasado el cuerpo me dio escribir una cosita que se tituló Infoxicaca-dos… Conviene de vez en cuando pararse, observar y ver qué puedo poner en cada platillo de la balanza… Esto te dará la clave y te indicará cuándo debes parar…
    Descansa, desconecta y disfruta y, si decides, volver, aquí te esperamos. ¡Un saludo comprensivo!

    Responder
    • antonio

      Gracias Marcos,

      Creo que es necesario como dices, pararse, observar, reflexionar y analizar. Pero se necesita tiempo y todo a la vez no se puede hacer.

      Un abrazo.

      Responder
  13. Rosa Olga Morales Palacios

    Me encanta tu reflexión y todo tiene un límite ¿ pero…somos capaces de “desconectar” en las reuniones, charlas y cafés…y a nuestros alumnos les “obligamos a dejar el móvil en casa” durante las salidas? Vaya contradicción….
    He venido de Murcia 4 días y he tenido que decir a los compis o apagas el móvil o me voy..¿Y las reuniones a escondidas… viendo los mensajes…? Se hace o ¿no?

    Responder
    • antonio

      Hola Rosa Olga,

      Gracias por tu opinión. Como bien dices creo que tenemos que reeducarnos para saber lo que se puede usar o no en diferentes ambientes y espacios. Como todo va tan rápido y no nos paramos a reflexionar sobre muchas cosas de las que hacemos, surgen este tipo de situaciones que rayan el absurdo.
      Un abrazo.

      Responder
  14. Mila Solà Marqués

    ¡Cuánta razón tienes Antonio! En casa hemos tenido que consensuar dejar los móviles en la entrada -ya apagábamos tele en las comidas-En el trabajo es algo más complicado pero se podrían establecer algunos límites en beneficio de la comunicación en directo y el trato interpersonal. Conectarnos a lo real siempre compensa -aunque también o virtual ya forme parte de esa realidad. Un beso -virtual de momento- ;))

    Responder
    • antonio

      Hola Mila,

      Gracias por pasarte por este blog.

      Totalmente de acuerdo contigo y, a ver si nos vemos y nos damos unos besos reales 😉

      Responder
  15. Pingback: ¿Nos desconectamos? | Blog de Antonio Omatos

  16. Pingback: ¿Estás perdido en el mundo como yo? – Blog de Antonio Omatos

  17. Pingback: La necesidad de desconectar – Blog de Ant...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.